Sopa de albóndigas

La sopa de albóndigas es un plato sencillo de preparar y que te brindará un sabor exquisito al paladar. Las albóndigas sumergidas en el ajiaco es una delicia que no volverás a probar.

Sopas
2 horas
4 Porciones

Ingredientes

½ taza de Chícharos, judías o garbanzos

4 tazas de Agua

1 cuchara de Aceite o manteca

2 cucharas de Cebolla o cebollinos picaditos

2 cucharas de Puré de tomate

2 ½ cucharillas de Sal

½ libra de Yuca u otra vianda

1 pizca de Pimienta

1 Yema de huevo (solo la yema)

½ taza de Carne molida

3 cucharas de Harina de trigo

Preparación

Paso 1 : Sustituir las viandas por fideos. La carne de las albóndigas puede ser cruda o enlatada.

Paso 2 : Lavar los granos y ponerlos a cocinar en agua por 30 minutos, hasta ablandar.

Paso 3 : Pasar por colador o licuadora para reducirlos a puré.

Paso 4 : Hacer un sofrito con la grasa, cebolla o cebollinos y tomate. Separar 1 cucharada de sofrito para sazonar la carne.

Paso 5 : Echar el resto del sofrito al puré de granos. Añadir a los granos la yuca pelada y cortada en trocitos, sal y pimienta.

Paso 6 : Hervir la sopa a fuego medio, cerca de 30 minutos hasta ablandar la yuca.

Paso 7 : Mientras tanto, mezclar la carne molida con la cucharada de sofrito, agregar la yema de huevo, sal y pimienta. Hacer con esta mezcla 16 albóndigas. Pasarlas por la harina y dorarlas en grasa caliente.

Paso 8 :  Cuando la yuca se ablande, añadir las albóndigas a la sopa. Dejar cocinar a fuego lento 15 minutos.

Paso 9 : Rectificar de sal antes de servir.